Y es que un buen libro te puede sumergir en mundos desconocidos, te desvela secretos ocultos y te enseña nuevos caminos.
Leer y viajar son dos versiones similares de la aventura de conocer. Por eso, con motivo del Día Internacional del Libro hemos preguntado a nuestros fans en Facebook en qué parajes les gusta más leer. Cuáles son esas vistas que invitan a levantar los ojos del libro y volar hacia horizontes insólitos.

Y los resultados nos han sorprendido. Bastante. ¿Quieres verlo?

Lanzarote

 
Lanzarote
 
Más de uno (y de dos) se han imaginado tumbados en una solitaria playa de la isla canaria, la misma en la que el autor José Saramago vivió y se inspiró para escribir una de sus obras más famosas ‘Ensayo sobre la ceguera’.

Nova York
 
Nueva York
 
Alguno lo ha confesado, su sueño es leer en Nueva York, sobre Nueva York. Y en caso de no poder ir, optan por perderse por las calles de Nueva York con los libros de Paul Auster. El autor americano le dedicó ‘La Triología de Nueva York’, en la que un autor de novela policíaca se convierte por error en un detective.

Formentera
 
Formentera
 
El agua transparente y la arena fina de Formentera son ideales para perder la conciencia del tiempo entre página y página. Como Julio Verne, que se inspiró en la isla balear para escribir su novela ‘Héctor de Servedac’. El novelista francés estaba cautivado por la peculiar forma de la isla: plana y con una pendiente que llega hasta los acantilados de la Mola, donde le parecía ser un espacio donde despegar aviones, naves… u ovnis.

Granada
 
Alhambra, Granada
 
La majestuosidad de la Alhambra ha encandilado a los usuarios del Facebook de Atrápalo. Quieren inspirarse como el escritor norteamericano Washington Irving que publicó, en el año 1832, ‘Cuentos de la Alhambra’, un libro de historias sobre españoles y moros. Además, el autor tuvo el privilegio de vivir en la misma Alhambra mientras escribía este libro.

París
 
París
 
¿Hay algo mejor que sentarse en un banco de los Jardines de Luxemburgo y dejarse llevar por una de las muchas novelas inspiradas en La Ciudad de las Luces? Las hay de todo tipo y para todos los gustos, desde ‘Los Miserables’ de Victor Hugo, hasta autores actuales que se inspiran en los paisajes de la ciudad como escenario para romances, aventuras y crímenes.

La Rioja
 
La Rioja
 
Sorprendente, pero más de un fan se imaginó disfrutando de las letras “entre los viñedos de La Rioja”. Como Ana María Matute que con sólo 4 años de edad, se fue a vivir con sus abuelos en Mansilla de la Sierra, un pequeño pueblo de las montañas riojanas. Una época que le quedó marcada y le influenció profundamente en su obra ‘Historias de la Artámila’, de 1961.

Zanzíbar
 
Zanzíbar
 
La magia de la tumbona y el exotismo de la playa africana, ¿quién le diría que no a tumbarse y adentrarse en las biografía de Emily Ruete? La Princesa Salme cuenta cómo escapó en secreto de Zanzíbar para casarse y abrazar la fe cristiana en su apasionante biografía ‘Memorias de una princesa en Zanzíbar’. Una novela en las que traslucen los contrastes entre la situación de la mujer africana y la europea, la moral cristiana y la musulmana y las extrañas relaciones entre occidente y oriente.

La Toscana
 
Toscana, Italia
 
Ha sido considerada como el lugar ideal para recuperarse de las crisis emocionales y abrazarse a la creatividad. Tal y como hicieron Frances Mayes en ‘Bajo el sol de la Toscana’ o Liz Gilbert en ‘Come, Reza, Ama’ dos escritores norteamericanos que disfrutan de los paisajes, la gastronomía y la amabilidad italiana para volver a encontrar la felicidad.

Estambul
 
Estambul
 
Leer a Orhan Pamuk en Estambul, donde los exquisitos textos del Nobel de literatura turco se convierten en el guía ideal. Libros y ensayos que reflejan a la perfección el apasionante choque cultural del turista con su ‘smartphone’ y el vendedor de mejillones ambulante, de la Ciudad del Bósforo del s. XXI.

Bergen
 
Bergen, Noruega
 
Un buen sillón cerca de la ventana, mientras cae una gran nevada. Y más de un fan se pasaría los días y las noches leyendo y admirando la belleza de esta colorista y fría ciudad noruega, que en varias ocasiones se ha convertido en el escenario ideal de alguna de las modernas novelas de la afamada literatura negra nórdica actual, como ‘Noche cerrada en Bergen’ de Anne Holt.

Y es que un buen libro te puede sumergir en mundos desconocidos, te desvela secretos ocultos y te enseña nuevos caminos.
Leer y viajar son dos versiones similares de la aventura de conocer. Por eso, con motivo del Día Internacional del Libro hemos preguntado a nuestros fans en Facebook en qué parajes les gusta más leer. Cuáles son esas vistas que invitan a levantar los ojos del libro y volar hacia horizontes insólitos.

Y los resultados nos han sorprendido. Bastante. ¿Quieres verlo?

Lanzarote

 
Lanzarote
 
Más de uno (y de dos) se han imaginado tumbados en una solitaria playa de la isla canaria, la misma en la que el autor José Saramago vivió y se inspiró para escribir una de sus obras más famosas ‘Ensayo sobre la ceguera’.

Nova York
 
Nueva York
 
Alguno lo ha confesado, su sueño es leer en Nueva York, sobre Nueva York. Y en caso de no poder ir, optan por perderse por las calles de Nueva York con los libros de Paul Auster. El autor americano le dedicó ‘La Triología de Nueva York’, en la que un autor de novela policíaca se convierte por error en un detective.

Formentera
 
Formentera
 
El agua transparente y la arena fina de Formentera son ideales para perder la conciencia del tiempo entre página y página. Como Julio Verne, que se inspiró en la isla balear para escribir su novela ‘Héctor de Servedac’. El novelista francés estaba cautivado por la peculiar forma de la isla: plana y con una pendiente que llega hasta los acantilados de la Mola, donde le parecía ser un espacio donde despegar aviones, naves… u ovnis.

Granada
 
Alhambra, Granada
 
La majestuosidad de la Alhambra ha encandilado a los usuarios del Facebook de Atrápalo. Quieren inspirarse como el escritor norteamericano Washington Irving que publicó, en el año 1832, ‘Cuentos de la Alhambra’, un libro de historias sobre españoles y moros. Además, el autor tuvo el privilegio de vivir en la misma Alhambra mientras escribía este libro.

París
 
París
 
¿Hay algo mejor que sentarse en un banco de los Jardines de Luxemburgo y dejarse llevar por una de las muchas novelas inspiradas en La Ciudad de las Luces? Las hay de todo tipo y para todos los gustos, desde ‘Los Miserables’ de Victor Hugo, hasta autores actuales que se inspiran en los paisajes de la ciudad como escenario para romances, aventuras y crímenes.

La Rioja
 
La Rioja
 
Sorprendente, pero más de un fan se imaginó disfrutando de las letras “entre los viñedos de La Rioja”. Como Ana María Matute que con sólo 4 años de edad, se fue a vivir con sus abuelos en Mansilla de la Sierra, un pequeño pueblo de las montañas riojanas. Una época que le quedó marcada y le influenció profundamente en su obra ‘Historias de la Artámila’, de 1961.

Zanzíbar
 
Zanzíbar
 
La magia de la tumbona y el exotismo de la playa africana, ¿quién le diría que no a tumbarse y adentrarse en las biografía de Emily Ruete? La Princesa Salme cuenta cómo escapó en secreto de Zanzíbar para casarse y abrazar la fe cristiana en su apasionante biografía ‘Memorias de una princesa en Zanzíbar’. Una novela en las que traslucen los contrastes entre la situación de la mujer africana y la europea, la moral cristiana y la musulmana y las extrañas relaciones entre occidente y oriente.

La Toscana
 
Toscana, Italia
 
Ha sido considerada como el lugar ideal para recuperarse de las crisis emocionales y abrazarse a la creatividad. Tal y como hicieron Frances Mayes en ‘Bajo el sol de la Toscana’ o Liz Gilbert en ‘Come, Reza, Ama’ dos escritores norteamericanos que disfrutan de los paisajes, la gastronomía y la amabilidad italiana para volver a encontrar la felicidad.

Estambul
 
Estambul
 
Leer a Orhan Pamuk en Estambul, donde los exquisitos textos del Nobel de literatura turco se convierten en el guía ideal. Libros y ensayos que reflejan a la perfección el apasionante choque cultural del turista con su ‘smartphone’ y el vendedor de mejillones ambulante, de la Ciudad del Bósforo del s. XXI.

Bergen
 
Bergen, Noruega
 
Un buen sillón cerca de la ventana, mientras cae una gran nevada. Y más de un fan se pasaría los días y las noches leyendo y admirando la belleza de esta colorista y fría ciudad noruega, que en varias ocasiones se ha convertido en el escenario ideal de alguna de las modernas novelas de la afamada literatura negra nórdica actual, como ‘Noche cerrada en Bergen’ de Anne Holt.