Como buen barcelonés, no voy nunca al Parque Güell, ni he hecho la visita guiada a la Sagrada Familia, ni me baño en la Barceloneta ni voy a comer a los mejores restaurantes de la ciudad. Parece que todo lo mejorcito de Barcelona se lo reservamos a los guiris. Pero se acabó.

Este invierno se me ha hecho largo y creo que me he pasado tanto con el letargo que ahora mismo podría adoptarme una familia de osos. Así que, afortunadamente, creo que la primavera 2018 traerá el deshielo definitivo a mi corazón, despertando mi lado  sibarita, ávido de experiencias premium y de emociones fuertes, por lo que me he elaborado una cool-agenda con una selección de los mejores planes primaverales para comerse (y beberse) la Ciudad Condal. Y ahora voy y la comparto con vosotros. De nada.

Vamos a ir por orden a modo “bullet points” (cómo odio los anglicismos) porque son cosas que solo estarán disponibles en días concretos y si no, se os van a pasar:

Del 11 al 15 de abril: Spoonik Club

El colombiano Jon Giraldo y el mexicano Jaime Lieberman llevan 5 años apostando por la gastronomía con inteligencia emocional. En cristiano: una experiencia en la que la comida se come, se huele, se oye, se ve e incluso se palpa. Spoonik Club es una especie de jardín secreto, reconvertido en club clandestino que se ha ganado el reconocimiento a nivel nacional e internacional. Durante la segunda semana de abril nos ofrecen vivir una experiencia gastronómica total y así voy a empezar mi resurgir de las cenizas.

Del 17 al 21 de abril: Spoonik restaurante

Y como todo buen secreto se acaba desvelando, la experiencia Spoonik se abrirá al público para abandonar la clandestinidad, y del 17 al 21 de abril Spoonik Restaurant ofrecerá en exclusiva maridaje con cena para regalarnos los sentidos con la misma filosofía y genialidad en una atmósfera elegante y plagada de todo tipo de manifestaciones artísticas. Un escenario donde todo es posible y que cambia en cada visita. No me digas que no es el momento de sacar a pasear el snob que llevas dentro y regalarle el gusto.

27 de abril

Si eres tan escurridizo, que se te pasa abril y aún no te has decidido a probarlo, el 27 tienes una última oportunidad para cenar en Spoonik con un menú maridado por completo con el mejor champagne del mundo. Una cena para darse un homenaje a lo grande. Yo una vez probé el Dom Perignon y empecé a hablar francés, no digo más. J’ai perdu ma plume dans le jardin de ma tante.

12 de abril: Cata Clandestina de la mano de Jean Leon

Vale, este es de única oportunidad. Si el 12 de abril tienes boda, bautizo o comunión puedes pasar de leer este párrafo, aunque tener boda un jueves suena a excusa barata…. la cata clandestina con maridaje premium es el jueves 12 y vale la pena reservar solo por las vistas de la terraza Eleven y por conocer un poco la historia de Jean Leon. A mí me convenció Mireia Torres, con la que disfrutaremos de la cata de Jean Leon, que por cierto es el tío más interesante de nuestra historia reciente. En realidad se llamaba Ceferino Carrión y pasó de polizón fregaplatos emigrado a las Américas a amigo de las estrellas en Beverly Hills, donde fundó el Restaurante La Scala con el malogrado James Dean, fue coartada de Sinatra y el último que vio con vida a Marilyn… En fin, que estoy leyendo en primicia la carta de vinos para el 12 y ya estoy salivando.

13 al 22 de Abril: Japan Restaurant Week

Para los que os hayáis asustado con el arranque (es verdad que he empezado fuerte), tengo una alternativa para todos los públicos así que podéis relajar los párpados. A partir del 13 vuelve la clásica Japan Restaurant Week de Atrápalo, la semana que simplemente HAY que aprovechar para cenar en los mejores japoneses de la ciudad porque tienen menús a precios imbatibles. Os diría que en cuanto pruebo el sushi, empiezo a hablar japonés. Pero no cuela.  私は叔母の庭でペンを失った (Watashi wa oba no niwa de pen o ushinatta).

26 abril: Johnnie walker, the art of blending y Reina de Copas en The Wildbunch

Esto es un capricho muy mío, que me estoy haciendo un gran aficionado al whisky on the rocks, con un dedo (meñique) de agua. El caso es que me han propuesto un taller de 45 minutos sobre el proceso de producción del auténtico Blended Scotch Whisky. Solo hay 15 plazas (ahora 14) así que si te interesa, corre. Cataremos whiskies de malta y de grano, aprenderéis a distinguirlos (los que no lo hacéis ya) y pondremos a prueba nuestra mano con el blending creando nuestro propio blend, que te llevas a casa de regalo. Cada uno el suyo, que yo con el whisky no bromeo.

El caso es que por si el plan no fuera lo suficientemente “Mad Men”, a esa misma hora mi compañera de crímenes se va al Wildbunch en plan “tarde de chicas” para conocer a Zoltan Nagy, autor del libro “Reinas de Copas”, que habla de los 50 caldos favoritos de las grandes mujeres del vino.

The WildBunch es un exclusivo club de negocios regentado por el gran Oriol Bueno, situado en la zona alta de la ciudad, y allí se reunirán las féminas, en una tarde digna de “Sex and the city” para recrear paladar, nariz y vista. La gracia del plan, a parte de conocer a Zoltan, que parece ser que es encantador, es que empieza con una cata aromática a ciegas, un concurso y no sé cuantas sorpresas más. El ZigZag de vuelta no sé si está incluido.

© License CC0

La verdad es que viéndolo todo junto… el 26 de abril me ha quedado muy políticamente incorrecto; los hombres de whisky y las mujeres de vinos. La realidad es que había que repartirse para no perderse estos dos planazos. Así a la vuelta en casa nos los contamos, si somos capaces de articular palabra. Por la emoción de lo vivido, claro.

12 y 13 de mayo: Festival Cook & Travel

He reservado la guinda para el final. Porque este año se estrena Cook&Travel, un viaje gastronómico por todo el mundo sin moverte de Barcelona. Un festival, en el sentido más amplio de la palabra, para degustar, comprar y aprender en un fin de semana. Se alojará en la Antiga Fàbrica Estrella Damm y como buen festival contará con varios espacios así que habrá que organizarse también para no perderse nada.

En el espacio Cocinas del Mundo prometen hasta 30 platillos de algunos de los mejores restaurantes internacionales de Barcelona: cocina peruana, india, nipona, brasileña, mexicana, fenicia, griega… tradición, innovación, fusión y reinterpretación de la mano de los mejores chefs del momento. En paralelo, en el Market puedes adquirir ingredientes, salsas, especias, libros y gadgets de cocina para lucirte como anfitrión en tus recepciones (así empezó la Preysler y mírala). Pero hasta que perfecciones la técnica, el auditorio Showcooking estará reservado para exhibición y solo los mejores chefs de la ciudad cocinarán en directo para deleite de aficionados.

También habrá talleres para aprender a cocinar todo tipo de cocina y hasta un Rincón Gastroviajero para los que necesitan un elemento más intelectual, con las mejores recomendaciones de turismo gastronómico, mesas redondas, documentales, conferencias, una exposición fotográfica y más (sí, más) actividades. Todo ello con música en directo por parte del elenco del festival Cruïlla.

Ya lo veis, si después de esta agenda de primavera no he recuperado las ganas de vivir en el exterior, que venga alguien y me remate.

mm
Cantante asmático y carismático, abogado del diablo más por oficio que por convicción. Viajero, vividor y trotamundos, voy de gira porque me toca. No soporto a la gente gris ni a los cobardes. La vida es música, música, música.